Más que el título de esta colección de relatos, Hay gente que no sabe lo que hace parece una definición del modo en que los personajes de Alejandra Zina viven y se vinculan entre sí. Una señora internada en un geriátrico decide ir a cortar su largo y envidiado pelo. Una mujer joven lleva a las hijas de su actual pareja al zoológico. Un grupo de mujeres asiste al deterioro de una de ellas que, según cuenta el marido, se encerró en un placard.
En los siete cuentos que componen este libro sobrevuela la amenaza de que la realidad, en general, banal, donde los personajes se mueven, puede volverse inquietante y descomponerse. Alejandra Zina se ocupa, en especial, de la calidad y la sutileza del detalle. Intersticios casi microscópicos que rescata para dinamitar la estabilidad de la vida de sus personajes.
Este segundo volumen de cuentos –el primero fue Lo que se pierde-confirma a Alejandra Zina, autora, además, de la novela Barajas, como una de las narradoras a tener en cuenta en el panorama de la literatura argentina actual.

ZINA, ALEJANDRA - Hay gente que no sabe lo que hace

$750
ZINA, ALEJANDRA - Hay gente que no sabe lo que hace $750
Entregas para el CP:

Medios de envío

  • Banana Libros (Recoleta) No tenemos local a la calle, pero ofrecemos un punto de retiro gratuito en la zona de Austria y Peña (CABA). Estaremos disponibles los días lunes, miércoles y viernes de 15 a 19 horas y sábados de 11 a 15 (menos feriados). Si vivís cerca, podés retirar personalmente o enviar una mensajería privada de tu agrado. Una vez confirmada y empaquetada la compra, te enviaremos un mail con todos los detalles para que puedas retirar.

    Gratis

Más que el título de esta colección de relatos, Hay gente que no sabe lo que hace parece una definición del modo en que los personajes de Alejandra Zina viven y se vinculan entre sí. Una señora internada en un geriátrico decide ir a cortar su largo y envidiado pelo. Una mujer joven lleva a las hijas de su actual pareja al zoológico. Un grupo de mujeres asiste al deterioro de una de ellas que, según cuenta el marido, se encerró en un placard.
En los siete cuentos que componen este libro sobrevuela la amenaza de que la realidad, en general, banal, donde los personajes se mueven, puede volverse inquietante y descomponerse. Alejandra Zina se ocupa, en especial, de la calidad y la sutileza del detalle. Intersticios casi microscópicos que rescata para dinamitar la estabilidad de la vida de sus personajes.
Este segundo volumen de cuentos –el primero fue Lo que se pierde-confirma a Alejandra Zina, autora, además, de la novela Barajas, como una de las narradoras a tener en cuenta en el panorama de la literatura argentina actual.