HORARIOS DE RETIRO: podés retirar por nuestra oficina en Austria y Peña (Recoleta) los lunes de 15 a 20, viernes de 15 a 20 y sábados de 11 a 15 horas. También hacemos envíos a todo el país por Correo Argentino, Mercado Envíos y mensajería privada. Una vez que elegís los productos que querés llevar, cargás tu código postal y se despliegan todas las opciones. ¡GRACIAS POR APOYAR NUESTRO TRABAJO! ♥

María Cristina Forero/María Moreno. En el principio fue el nombre, el barrio de Once, el conventillo repleto de historias, la voz proliferante de la abuela analfabeta y de la madre ansiosa que enseña a estudiar para el diez. En ese pasado hay tangos, radioteatros, libros prohibidos, maestras que maltratan, corazones vencidos. Hay una niña freak y proletaria que conoce bien las tretas para evitar el terror de leer en público. Así la autora persigue los traumas, alumbra las peripecias de un cuerpo en sus marchas y desvíos por el camino de las redacciones, la política y el feminismo. Hasta encontrar la propia voz, hasta dejar caer todas las máscaras que encubren los nombres.

MORENO, MARÍA - Contramarcha

$1.200
MORENO, MARÍA - Contramarcha $1.200
Entregas para el CP:

Medios de envío

  • Oficina Banana Libros (Recoleta) No tenemos local a la calle, pero ofrecemos un punto de retiro gratuito en la zona de Austria y Peña (CABA). Estaremos disponibles los lunes de 15 a 20, viernes de 15 a 20 y sábados de 11 a 15 horas. Una vez confirmada y empaquetada la compra, te enviaremos un mail con todos los detalles para que puedas retirar.

    Gratis

María Cristina Forero/María Moreno. En el principio fue el nombre, el barrio de Once, el conventillo repleto de historias, la voz proliferante de la abuela analfabeta y de la madre ansiosa que enseña a estudiar para el diez. En ese pasado hay tangos, radioteatros, libros prohibidos, maestras que maltratan, corazones vencidos. Hay una niña freak y proletaria que conoce bien las tretas para evitar el terror de leer en público. Así la autora persigue los traumas, alumbra las peripecias de un cuerpo en sus marchas y desvíos por el camino de las redacciones, la política y el feminismo. Hasta encontrar la propia voz, hasta dejar caer todas las máscaras que encubren los nombres.