“Quiero estar con vos” es más que te amo, es “estoy acá”. Es darse, poner el cuerpo, la espalda, sostener. Porque amar, se puede amar a la distancia, o sin entrega, pero solo hay una manera de estar, y tiene espinas. Lo que se captura en este libro es todo aquello que todavía no se dijo del amor, o que está empezando a decirse; se necesita una sensibilidad despiadada y gozosa a la vez, como la de estos poemas, para desplegarlo. Una mujer sola que acelera a 120 con el hijo de tres en el asiento trasero, que se despierta a mitad de la noche para pelear, como en un ring, pero también quiere ser amada. 

Como en los poemas de Luna Plutón o los relatos de Las rusas, la de Flor Monfort es una escritura atenta al plano material, a los trabajos cotidianos, la trama de pequeñas y grandes labores que fabrica el mundo cada día para que podamos habitarlo, y escribe el feminismo en el único lugar donde interesa para la literatura, ahí donde falla: “con el feminismo/ hacemos castillos de cartas”. 

Toda la escritura de Flor Monfort, narrativa y poesía, parece obsesionada con un único propósito: el de explorar la trama secreta de los vínculos y mostrar que nunca son de una sola manera, que se puede estar enojada y ser cálida y dejar liberado un espacio para el juego. Que los grandes amores (parejas, hijos, padres, amigas) son grandes dolores a la vez, y no hay “ismo” que pueda hacer algo al respecto. Los poemas de Quiero estar con vos son objetos facetados en los que la rabia brilla junto a la tristeza, pero lo que prevalece es una voz sensual, que puede hacer de cada escena un melodrama, como una actriz que mira todo a través de sus lentes oscuros. 

En tiempos inciertos para la poesía, que se pobló de imperativos y consignas, de una sabiduría instantánea, Flor Monfort escribe la duda, expone aquello que no tiene solución, solo intriga, y retoma así lo más potente de la poesía argentina de las dos últimas décadas. 

Marina Yuszczuk

MONFORT, FLOR - Quiero estar con vos

$880
MONFORT, FLOR - Quiero estar con vos $880
Entregas para el CP:

Medios de envío

  • Banana Libros (Recoleta) No tenemos local a la calle, pero ofrecemos un punto de retiro gratuito en la zona de Austria y Peña (CABA). Estaremos disponibles los días lunes, miércoles y viernes de 15 a 19 horas y sábados de 11 a 15 (menos feriados). Si vivís cerca, podés retirar personalmente o enviar una mensajería privada de tu agrado. Una vez confirmada y empaquetada la compra, te enviaremos un mail con todos los detalles para que puedas retirar.

    Gratis

“Quiero estar con vos” es más que te amo, es “estoy acá”. Es darse, poner el cuerpo, la espalda, sostener. Porque amar, se puede amar a la distancia, o sin entrega, pero solo hay una manera de estar, y tiene espinas. Lo que se captura en este libro es todo aquello que todavía no se dijo del amor, o que está empezando a decirse; se necesita una sensibilidad despiadada y gozosa a la vez, como la de estos poemas, para desplegarlo. Una mujer sola que acelera a 120 con el hijo de tres en el asiento trasero, que se despierta a mitad de la noche para pelear, como en un ring, pero también quiere ser amada. 

Como en los poemas de Luna Plutón o los relatos de Las rusas, la de Flor Monfort es una escritura atenta al plano material, a los trabajos cotidianos, la trama de pequeñas y grandes labores que fabrica el mundo cada día para que podamos habitarlo, y escribe el feminismo en el único lugar donde interesa para la literatura, ahí donde falla: “con el feminismo/ hacemos castillos de cartas”. 

Toda la escritura de Flor Monfort, narrativa y poesía, parece obsesionada con un único propósito: el de explorar la trama secreta de los vínculos y mostrar que nunca son de una sola manera, que se puede estar enojada y ser cálida y dejar liberado un espacio para el juego. Que los grandes amores (parejas, hijos, padres, amigas) son grandes dolores a la vez, y no hay “ismo” que pueda hacer algo al respecto. Los poemas de Quiero estar con vos son objetos facetados en los que la rabia brilla junto a la tristeza, pero lo que prevalece es una voz sensual, que puede hacer de cada escena un melodrama, como una actriz que mira todo a través de sus lentes oscuros. 

En tiempos inciertos para la poesía, que se pobló de imperativos y consignas, de una sabiduría instantánea, Flor Monfort escribe la duda, expone aquello que no tiene solución, solo intriga, y retoma así lo más potente de la poesía argentina de las dos últimas décadas. 

Marina Yuszczuk