MARIASCH, MARINA - El matrimonio

Cuando empieza la noche, los hombres se vuelven lobos, cargan el peso de la maldición de una estirpe degenerada. Clarividentes, se internan en el bosque, en las tinieblas, juegan juegos secretos bajo las estrellas, detectan las manos bellas. Los caballos galopan lejos, oscuros en la oscuridad, y asustan. El anochecer llega con la cacería y el coro de bocinas y timbres que anuncia el paso del amarillo al dorado. Las piedras grises se vuelven todas iguales y se parten, haciendo tortuoso el camino. En la penumbra, la luna helada ilumina los ángeles que se escurren entre las puertas. La persecución es hostil, pero los tormentos son deliciosos.

He aquí una escritura climática que, a la manera de un disco conceptual, establece variaciones sutiles sobre un único tema. La acción compone una atmósfera hecha de los materiales del matrimonio: amor en todas sus variantes, fidelidad, tentaciones, hijos, la idea de un hogar. Por acumulación, el texto se torna también un ensayo sobre ese estado –civil, de ánimo– que Mariasch explora articulando con naturalidad, y deliberadamente, construcción ficcional y experiencia.

MARIASCH, MARINA - El matrimonio
$190,00
Cantidad
MARIASCH, MARINA - El matrimonio $190,00

Cuando empieza la noche, los hombres se vuelven lobos, cargan el peso de la maldición de una estirpe degenerada. Clarividentes, se internan en el bosque, en las tinieblas, juegan juegos secretos bajo las estrellas, detectan las manos bellas. Los caballos galopan lejos, oscuros en la oscuridad, y asustan. El anochecer llega con la cacería y el coro de bocinas y timbres que anuncia el paso del amarillo al dorado. Las piedras grises se vuelven todas iguales y se parten, haciendo tortuoso el camino. En la penumbra, la luna helada ilumina los ángeles que se escurren entre las puertas. La persecución es hostil, pero los tormentos son deliciosos.

He aquí una escritura climática que, a la manera de un disco conceptual, establece variaciones sutiles sobre un único tema. La acción compone una atmósfera hecha de los materiales del matrimonio: amor en todas sus variantes, fidelidad, tentaciones, hijos, la idea de un hogar. Por acumulación, el texto se torna también un ensayo sobre ese estado –civil, de ánimo– que Mariasch explora articulando con naturalidad, y deliberadamente, construcción ficcional y experiencia.